Dic 142019
 

En memoria de D. Pedro Oliva Claver, cuyos hijos cursaron brillantemente el Bachillerato en el IES Augustóbriga moralo

Domingo Quijada González.

Profesor de Enseñanza Secundaria jubilado y Cronista Oficial de Navalmoral.

Tras una etapa arcaica en el siglo XIX, cuando los escasos hijos de familias pudientes o de funcionarios (caso de los primos Lozano, D. Isidoro Marcos, hermanos González Serrano, D. Pablo y D. Emilio Luengo, D. Casto Lozano, D. Julián Marcos Mirón, los hijos de don Isidoro Marcos Lozano, los de Valentín Marcos Casas, etc.) tuvieron que salir fuera para iniciar sus estudios secundarios (especialmente a Madrid), en el ámbito local hubo un vacío en este sentido durante muchas décadas.

 

Los primeros proyectos individuales

 

Hasta que surgen algunos intentos particulares en los albores del siglo XX, que utilizaron habitaciones del infrautilizado Hospital Moyano (posterior Antipalúdico y sede de los Juzgados en la actualidad): como el colegio Nuestra Sra. de las Angustias, de don Ramón Aquiles (1902-1906); o el de la Purísima Concepción, cuyo promotor fue el militar jubilado D. Gonzalo Ares de Parga (1904-1905)[1]. Pero ambos fracasarán…

De nuevo surge otra laguna a partir de esa época, reiterándose la situación decimonónica: como tuvieron que hacer D. Agustín, Carreño, D. Urbano Casas, D. Rafael Rodríguez Oliva, D. Álvaro Lozano Morales, José Mª Pérez Lozano y tantos otros.

 

Primeros proyectos oficiales

 

Y habrá que esperar a que surjan los primeros propósitos oficiales, que tampoco se llevan a cabo:

. El primero durante la 2ª República[2], que pretendía ubicar un Instituto en el “herrenal” de D. Casto Lozano (Parque actual).

. El de D. Agustín Carreño (alcalde entre 1942 y 1957), en 1950 (basado en el Decreto del 23-XII-1949), que ofrece tres solares[3]: “La Peligrosa” –donde unos años después se edificaría un grupo de viviendas–, “Las Minas” y parte del Parque Municipal –solar donde en 1968-69 se instalaría la actual iglesia de las Angustias–. Que tampoco prosperará.

. Como el tema se demoraba, en 1952 se conforman con un Instituto Laboral, de tipo Agrícola-Ganadero: aunque en 1956 prefieren que sea Industrial. Y proponen como lugar idóneo la Fundación Concha (algo que no logro entender, porque fueron esos años los de mayor afluencia de párvulos en dichas modélicas instalaciones…)[4].

 

Sin que cesaran los particulares o cooperativas

 

A la par que esas incumplidas aspiraciones, cada vez era más numeroso el número de adolescentes –y especialmente los padres– que deseaban continuar sus estudios tras finalizar la etapa escolar. Por lo que prosiguen los pequeños centros o clases particulares, como las que impartían don David Casado y don Gregorio Lirón: éste funda en 1944 el colegio de 2ª Enseñanza llamado «Ave María«[5], que cerrará más tarde, cuando se marchó.

En esto que regresa don Fernando Flores Muñoz (que ejerció como maestro-director del colegio Urbano González durante la República, pero que fue represaliado y expulsado del Cuerpo, repuesto años después), y también se dedica a dar clases privadas. Luego se une con don Paco Lozano, don Manuel Marcos y don Jenaro Cajal, incrementando las Enseñanzas Medias en la localidad (1944-45). D. Fernando fue el fundador del grupo, pues además de maestro era licenciado[6].

Hasta que se trasladan a la actual Avenida del Magisterio (frente al colegio Sierra de Gredos), donde fundan el Colegio Autorizado de 2ª Enseñanza «Virgen de las Angustias» en 1958[7]. Se les unen don Emiliano Núñez, don Julián Moro, don Alfonso Galán, don Higinio Aragón, don Leandro Sánchez, don Guillermo Pérez, don Isidoro Flores y otros (las religiosas sor Mercedes y Mª Teresa, del colegio Inmaculada, con experiencia en su centro, según veremos después). Aunque estaba “autorizado”, se examinaban en Cáceres.

En 1959 construyen un colegio nuevo en el Canchigordo[8]: reconocido oficialmente para impartir Bachiller Elemental (hasta 4º, Reválida en Cáceres); y después el Superior (5º y 6º, Letras y Ciencias). Y allí permanecen hasta 1969, fecha en que se inaugura el Primer Instituto de Enseñanzas Medias de Navalmoral (como conoceremos).

Tanto el primero, como ese último, sólo eran masculinos; habiendo un agravio que resolverán las Religiosas de la Sagrada Familia de Burdeos con el colegio de la Inmaculada.

 

O los impartidos por el colegio privado de la Inmaculada

 

El 20 de enero de 1928 llegan las primeras monjas, de las «Religiosas de la Sagrada Familia de Burdeos», al Colegio de la Inmaculada. Procedían de Béjar y Plasencia y se instalaron en un edificio donado por las hermanas Georgina y Josefina Arnús y Gallón (de Barcelona), para instalar el colegio[9].

El día 23 se lleva a cabo la inauguración oficial, en presencia de las autoridades locales y del arcipreste de la diócesis (no pudo asistir el obispo). Y, el 1 de febrero, se inician las clases en tan digno centro educativo, comenzando con 42 alumnas; cuyos méritos sería imposible resumir en estas páginas, tanto en enseñanza primaria como secundaria, en preescolar o en Magisterio (según las épocas).

Tras unos conflictivos años durante la 2ª República, en los que prohíben a las religiosas ejercer la docencia en abril de 1933, de acuerdo con la Ley de Congregaciones Religiosas aprobada el 6-IV-1933[10], tras la Guerra Civil se restablece la normalidad en dicho colegio y, unos años después –concretamente en 1944– incorporan los estudios de Bachiller Elemental, femenino y enseñanza libre, pues se examinaban en el Instituto San Isidro de Madrid[11].

Como se incrementaba la demanda desde los pueblos del entorno, al año siguiente abren el internado. Y, justo a mitad de siglo, incorporan los estudios de Magisterio, cuyos exámenes realizaban en la Escuela Normal de Cáceres.

Volviendo a los estudios de Enseñanza Media, en 1954 ya consta como “Colegio Homologado” del Instituto Brocense de Cáceres[12], para impartir Bachillerato Elemental y Superior, Ciencias y Letras, femenino.

Pero, al igual que le sucedió al citado colegio “Virgen de las Angustias”, al inaugurarse el primer Instituto en 1969 la matrícula desciende notablemente. Aunque resiste hasta 1974, cuando deja de impartir clases y se centra sólo en la Enseñanza Infantil y Primaria.

 

Hasta que se vislumbra la luz del primer Instituto oficial: fecha histórica

 

No obstante, «el que la sigue la consigue…» ─como dice el popular adagio─. Y, así, llegamos a una fecha histórica para los habitantes de esta localidad y comarca puesto que, según Decreto del 30 de enero de 1964, publicado en el BOE del 10 de febrero de ese mismo año, se aprueba oficialmente el Instituto Laboral de Navalmoral[13], de la modalidad Agrícola-Ganadera.

Para ello, el municipio debería ceder gratis un solar de cuatro hectáreas: una para edificar el centro, más otras tres para realizar las prácticas. Además, tenía que sufragar un tercio del importe de las obras (unos 12 millones de las antiguas pesetas), aportar 74.000 pesetas anuales para el mantenimiento del mismo y responsabilizarse de algún que otro gasto.

Nuestra Corporación aprueba lo anterior en febrero de ese año[14], y deciden ceder esos terrenos en el lugar conocido entonces como «Las Majaíllas» (actual barrio de «Navarrosa» y su entorno, incluyendo el presente Instituto «Zurbarán»). Por cierto, la elección de ese paraje daría origen a posteriores controversias, dado que los alumnos tenían que cruzar la variante de la carretera nacional (que se construyó en 1958) y la vía del ferrocarril.

Además, y a pesar de que los capullos florales ya se intuían, también las espinas de ese anhelado rosal surgían por doquier, puesto que esa superficie pertenecía a una veintena de propietarios particulares, lo que dificultaba la operación. Por consiguiente, hubo que iniciar un proceso de compra-venta (al precio estipulado de 15.000 pesetas la hectárea), que en el verano de 1964 ya estaba casi ultimado (pues sólo faltaba que convencer a un dueño que residía en Plasencia).

Adquisición de suelo que se llevó a cabo mediante un curioso procedimiento: por un lado, a través de aportaciones voluntarias de los vecinos; y, de otro, por medio de una serie de «acciones» que emitió el «Gremio de Comerciantes de Navalmoral» y otros colectivos (a «fondo perdido«). Respaldado todo ello por el Ayuntamiento, que promete el apoyo económico necesario[15].

 

Al fin se aprueba…

 

Resuelto el asunto anterior, el 27 de septiembre de 1965, el entonces Director General de Enseñanzas Laborales don Vicente Aleixandre (no confundir con el famoso Premio Nobel…) aprueba la creación de un Centro de Enseñanza Media y Profesional[16] en Navalmoral (pues sufrió en este intervalo una reconversión, tras el inicial proyecto de Instituto Laboral). Y, poco después, vuelven a modificar ese acuerdo, matizando que impartiría los estudios de Bachillerato Elemental Mixto (aparcaron por unos años la Formación Profesional, según veremos más adelante), con capacidad para 500 alumnos y dependiente del Distrito Universitario de Salamanca; de acuerdo con el proyecto del arquitecto don Santiago Fernández Pirla, que importaba 13.502.315’43 pesetas (81.150’5 euros actuales). Por lo que la Corporación agradece la decisión del señor Aleixandre[17].

Prosiguiendo con curiosidades, sepamos que en un principio se había decidido que este Instituto fuera sólo masculino (es bien conocido el injusto problema de la marginación de la mujer en el pasado, incluyendo el acceso a la educación…). Por lo que tuvo que intervenir el concejal don Francisco Bermejo (maestro de profesión, que en esos momentos era director del colegio del «Pozón», y padre de dos hijas…), instando al Director General de Enseñanza Media y Profesional la admisión también de las chicas, como así se aprobaría después.

Comienzan por fin las obras de tan deseado centro que, tras diversas peripecias secundarias, finalizan en la primavera de 1969. Y, en junio de ese mismo año, el Director General de Enseñanza Media y Profesional (D. Agustín de Asís) ratifica que el Instituto sería Mixto y de Bachillerato Elemental, y que las clases comenzarían el 1 de octubre de 1969[18].

Pero surge un nuevo problema (…), y es que no habían contado con el tema del alcantarillado. Por lo que el 6 de agosto ha de reunirse la Corporación para celebrar Sesión Extraordinaria, en la que acuerdan ─entre otros asuntos─ efectuar dichas obras, desde el Instituto (que estaba a punto de abrir y, sin embargo, no contaba con ese servicio) hasta el colector que pasaba junto a la carretera del Cementerio, tras desechar la instalación de una fosa séptica (inapropiada para un centro de características tan singulares). El aparejador municipal (don Evaristo Regueira) hace el proyecto, que ejecuta don Máximo Movilla Cañadas (el mayor adjudicatario de obras durante esos años en Navalmoral, especialmente en temas de alcantarillado y pavimentación)[19].

Por cierto, en septiembre de ese mismo año el concejal y primer teniente de alcalde D. Vicente Rincón propone que el Instituto lleve el nombre de don Emilio García y García, «por la labor desarrollada en relación con la enseñanza: consiguió el colegio General Franco («El Pozón», de 12 unidades), el Grupo Rural del Rollo (de dos aulas), la rehabilitación del colegio Primo de Rivera (la «Vía», con 8 grados), sus esfuerzos para lograr la Escuela de Capacitación y para que el Instituto de Enseñanza Media y Profesional sea una realidad» (como consta literalmente)[20]. Pero no lo aceptaron las “instancias superiores”, ya que dicho ex alcalde sufrió ciertas represalias: fue cesado el año anterior (1968, en unión de los alcaldes de Plasencia, Coria y otros) por oponerse el trasvase Tajo-Segura, que pretendía y logró desviar las aguas del Tajo a Levante mientras los proyectados riegos del «Plan Valdecañas» seguían sin iniciarse (en plena crisis agraria).

 

1.- Y SE INICIAN LAS CLASES EN EL PRIMER INSTITUTO

 

En pleno otoño ya, concretamente el 1 de octubre de 1969, se inaugura el Curso Escolar en el Instituto de Navalmoral (que, por el momento, era su nombre “oficial”), lo que constituyó un hito histórico y una fiesta en la localidad.

Unos días después ─el 24 de octubre─ anuncian un concurso para poner en marcha el transporte escolar al mismo, ya que ha comenzado el Curso y reconocen dos problemas: la distancia al casco urbano y el peligro que entrañaba el cruce de la carretera nacional-V. También el comedor escolar.

El primer Claustro[21] de ese año quedó compuesto por 20 profesores y un director espiritual:

– Equipo Directivo:

. Director: Alfonso Galán Galán. Lic. en Pedagogía. Filosofía.

. Vicedirector: Julián Moro Marcos. L. Química. Ciencias Naturales.

. Secretario: Manuel Marcos Manzano. L. Química. Matemáticas.

. Vicesecretario: Mª del Carmen Moreno Arranz. L. Clásicas. Griego

. Jefe de Estudios: P. Luis Sánchez Pérez de Colosía. Lengua y Literatura.

Resto de Profesores:

. David González Hernández: Director espiritual.

. Julio Blanco Paredes: profesor titular de Religión.

. Leandro Sánchez Bote: p. auxiliar de Religión.

. Mª Cristina Blanco de la Calle: Geografía e Historia.

. Ángel de Álvaro Nieto: Dibujo.

. Constantino Barroso Martín: Matemáticas.

. Petronila Bravo Castañeda: Física y Química.

. José Luis Tuda Alarcón: Latín.

. Soledad Porras Lozano: Lengua y Literatura.

. Dorotea Gómez y Gómez de Carvallo: Inglés.

. Alicia Suárez de Ron: Francés.

. Carmen Rodríguez García, maestra: Formación del Espíritu Nacional femenina.

. Isidoro Flores y Flores, maestro: Formación del Espíritu Nacional y Ed. Física masculino.

. Jesús Rubio Fernández: Educación Física masculino.

. Francisca Casas Vega: Hogar y Educación Física femenina..

. Mª Ángeles Marcos Martín: Música.

Se completaba con el personal: Juan Carlos Rebate García (administrativo), Micaela Galán y Galán (subalterno) y Sacramento Picado Bermejo (subalterno).

 

En ese primer Curso 1969-70, se impartió todo el Bachiller Elemental y Superior), del siguiente modo[22]: cinco 1º (3 de varones y 2 de chicas, con 219 alumnos/as en total), tres 2º (dos de chicos y uno femenino, que completaban 65 alumnos), tres 3º (dos varones y uno de hembras, con 73 estudiantes), tres 4º (dos masculinos y uno femenino, con 112 alumnos/as), un 5º (mixto, con 46 discípulos en total) y un sexto (mixto, con 38 asistentes). En total, 553 alumnos: 386 chicos y 167 chicas.

De esos estudiantes, 136 gozaban de matrícula gratuita: 46 por familia numerosa, 31 por escasez de recursos y 59 por ser becarios (las del PIO, gracias a las cuales yo pude estudiar).

Respecto al profesorado, se trataba de un equipo provisional, ya que todos eran interinos y contratados. Al siguiente curso se comienzan a cubrir plazas “en propiedad” mediante el concurso de traslado, caso de don Ramón Portabella Cremades (y Dori, su esposa, que impartiría francés), que será el nuevo director. Más otros que llegan después: Miguel Ángel Villoria Juanes, Juan Antonio Fernández Moreno y José Francisco Martín Matos.

Pero fue tal el éxito alcanzado que, ya en el primer curso, se queda pequeño ante el aluvión de matriculados y nuevas solicitudes. Por lo que, en febrero de 1970, el Gobernador informa[23] que el MEC construirá un nuevo Instituto de Enseñanza Media con capacidad para 1.250 alumnos, «por ser ya el actual insuficiente» (y sólo llevaba 4 meses abierto…).

Rápidamente se moviliza la Corporación[24] y los vecinos. Buscan terrenos para ubicarlo, «pero ruegan que se amplíe el cupo a 1.500 alumnos«, a la vez que desean hacer también un Colegio Menor junto al nuevo Instituto, viviendas para los profesores y otros usos.

Como el municipio tenía que aportar los terrenos, los vecinos llevan a cabo el sistema usado con el otro, durante ese verano, para conseguir dinero con que comprar solares para el nuevo Instituto de Enseñanza Media. Logran algo más de un millón de pesetas, y deciden que el lugar elegido sea en las «Eras del Cerro», «por su mejor ubicación y condiciones«.

Nos encontramos ya a 9 de septiembre, cuando celebran Sesión Extraordinaria para tratar el asunto de los terrenos adquiridos para el nuevo Instituto y otros fines: compran un total de 35.852 m2, que pertenecían a 16 propietarios, por un importe de 1.621.490 pesetas (a una media de 45 pesetas/m2, aunque pagaron algo más ─50 pesetas─ por los que lindaban con la carretera). Más adelante, uno de esos 16 ─el marqués de Comillas─ dona su parcela (506 m2).

Además del citado millón, faltaban otras 450.000, para lo que tuvieron que habilitar su correspondiente Presupuesto Municipal Ordinario.

El 15 de octubre de ese año 1970[25] se publicó en el BOE el anuncio de otra subasta: las obras del nuevo Instituto, que habría de realizarse en 15 meses y por 24.174.308 pesetas.

El 27 de octubre[26] (aunque las Escrituras se harían más adelante) se entregan los terrenos al MEC para el nuevo Instituto, así como los destinado a viviendas a la Delegación Nacional de Sindicatos (a la Obra Sindical del Hogar y Arquitectura). Y deciden que, el resto, se donarán a su debido tiempo a los organismos a que vayan destinados.

A mediados del año 1972 ya ha cesado Daniel Serrano como Delegado Provincial de Educación y Ciencias, por lo que Bermejo propone que se le agradezca su aportación al nuevo Instituto de Bachillerato («ya que a él se debe en gran parte su concesión«). El alcalde le apoya e, incluso, avanza que estaba dispuesto a dedicarle una calle en la zona de ese Instituto que se está construyendo. Mientras, acuerdan que «conste en acta este agradecimiento«[27].

Finaliza el Curso 1971-72 con más de 700 discípulos. Y suponen que habrá unos 900 para el siguiente.

En septiembre de ese año se dirige el director al Director General de Educación, informándole que han concluido las obras del nuevo Instituto, pero que urge el mobiliario y material necesario para habilitarlo. Por lo que le envía un inventario completo, que se conserva en el centro[28].

Y, en noviembre, la Corporación decide que el nuevo Instituto lleve el nombre de Mª de los Ángeles Galino Carrillo, Directora General de Ordenación Educativa[29], «pues gracias a ella se ha conseguido en un espacio de tiempo mínimo«, y así lo solicitan al ministro de Educación y Ciencias. Pero en el próximo mes contesta la propia Mª Ángeles, agradeciendo este detalle pero aclarando que «es criterio del Consejo Nacional de Educación el que no se den a los Centros educativos el nombre de personas vivas. Sin embargo, en 1979 la Corporación morala le dedica una calle junto al Instituto, que aún lleva su nombre.

Mientras llega el material solicitado, el Curso 1972-73 se inicia en las primitivas instalaciones; a la vez que observan cómo va llegando el utillaje.

 

El Traslado al nuevo edificio

 

De tal modo que en enero de 1973, tras las vacaciones navideñas, profesores y alumnos estrenan el nuevo centro. Ya bajo la dirección de D. Luis Valverde.

Cierra el primer instituto. Sus aulas se aprovechan para acoger a escolares que no disponían de espacio en sus colegios (debido al gran crecimiento demográfico experimentado por Navalmoral entonces, entre otras cosas por la construcción de la C.N. de Almaraz). Hasta que en 1975 vuelve a abrir, pero como “Instituto de Formación Profesional” (actual IES Zurbarán). Del que hablaremos después.

En 1977 anuncia el Bachillerato Nocturno para el próximo Curso. Y, en las vísperas de las Navidades de ese año, gran parte de sus profesores fueron agraciados con el 2º Premio de la Lotería de Navidad.

Años después, a fínales de la década de los ochenta, se bautizaría como “Augustóbriga”: en memoria de aquella ciudad romana, sobre cuyas ruinas se levantaría Talavera la Vieja (desde 1963 también desaparecida, al inundarla las aguas del embalse de Valdecañas).

Como es lógico, y dado que en ese año 1973 ya se está construyendo la Central Nuclear de Almaraz, la población de Navalmoral crece vertiginosamente (9.706 habitantes en 1970, 13.852 diez años después, 14.915 en 1990… y 17.484 empadronados el año pasado)[30] y, consecuentemente, el alumnado enseguida alcanzará los 700 alumnos matriculados (800, 900, 1.000…). Lo mismo sucedería con el claustro de profesores: de los 20 iniciales, se ha llegado casi al centenar (97 en el Curso 2018-2019).

Por eso, en 1991 tuvieron que construir un edificio más. Con ampliaciones, restauraciones y reparaciones diversas a partir de entonces. En el 2007 hubo otra gran reforma en el centro.

En esa etapa, imposible de resumir, destacar que –al margen de los cursos de Bachillerato– entre el 16-I-1989 y 1998 en sus aulas se impartieron cursos de la UNED, hasta que se trasladaron a la Casa de Comillas. Y, desde abril de 1989 hasta hoy en día, también acoge por las tardes a la Escuela Oficial de Idiomas. Ambas dependientes de Plasencia.

Al igual que el Zurbarán –pero más aún–, varios profesores de diferentes etapas impulsaron el teatro, de donde surgieron diferentes grupos, algunos de los cuales alcanzaron gran renombre y duración: caso de “Balumba”. Al final aportaremos más datos.

En este medio siglo, numerosos han sido los equipos directivos, por lo que sólo citamos a los/as directores/as: Alfonso Galán, Ramón Portabella, Florencio Campos, Luis Valverde, François Arden, Pilar García, Alfonso Galán (2ª vez), Juan Pérez, Maruja Carrero, Félix Salgado, Alicia Suárez, Mercedes Hernández, Gema Fernández, Mª Ángeles, Fraiz, Félix Salgado (2ª vez) y Marta Víctor (actual).

 

ESTADO ACTUAL[31]

 

PROFESORES: 97

ALUMNOS: 962 en el curso 2018/2019. Destacan los de ESO (43’9 / 100), Ciclos Formativos (31’7/100) y Bachillerado diurno (17’3/100).

ENSEÑANZAS:

  • ESO: 17 cursos, de 1º a 4º. Con el PMAR (Programa de Mejora del Aprendizaje y del Rendimiento), que dura dos cursos académicos y se aplica en 2º y 3º ESO. Y el PRAGE (Programa de Refuerzo y Atención en Grupo Específico), continuidad del anterior, pero destinado a 4º ESO. Totalizaron 422 alumnos/as.
  • FP Básica de Informática de Oficina. 18 alumnos entre los dos niveles (1º y 2º).
  • ESPA (Educación Secundaria para Adultos): que se ha impartido desde el 2005 hasta este Curso 2018-19 (sólo se dará en el Centro de Educación de Adultos).
  • BACHILLERATO: de Ciencias (con las variantes de Ciencia de la Salud y el Científico-Tecnológico) y el de Humanidades y Ciencias Sociales. Con sus materias troncales y específicas. 166 matriculados en total.
  • Bachillerato Nocturno: único en Navalmoral desde 1978, para aquellos mayores de 18 años que trabajan. Con 68 alumnos/as.
  • Ciclo Formativo de Grado Medio: Sistema Microinformáticos y Redes (SMR). Con 51 alumnos entre ambos cursos.
  • Ciclos Formativos de Grado Superior:

. Administración de Sistemas Informáticos en Red (ASIR).

. Desarrollo de Aplicaciones Multiplataforma (DAM).

. Desarrollo de Aplicaciones Web (DAW)

. Desarrollo de Aplicaciones Multiplataforma en modalidad On-Line (DAM Online).

  • En total los cursaron 237 alumnos, de los que 144 pertenecen al DAM Online.

 

Planes y Proyectos

 

  • Sección bilingüe de Inglés.
  • Sección bilingüe de Francés.
  • Tercera Lengua Extranjera: Portugués, como segunda lengua extranjera.
  • Programa de Auxiliares de Conversación.
  • Red Extremeña de Ecocentros.
  • Red de Bibliotecas Escolares de Extremadura (REBEX) y Programa Librarium.
  • Portfolio Europeo de la Lengua (PEL).
  • El programa ERASMUS +
  • El proyecto CALIDEX (Calidad en Centros Públicos de Extremadura)..
  • El Programa eScholarium.
  • Programa CPDEX (Capacidad Profesional Docente de Extremadura).
  • Programa de Ayuda entre Iguales.
  • Proyecto @
  • Programa IMPULSA.
  • Foro Nativos Digitales.
  • Programa CITE (Centros Innovadores del uso de Tecnologías en la Educación).
  •  

 

2.- LOS 44 AÑOS DEL INSTITUTO ZURBARÁN

 

De acuerdo con lo adelantado, en 1973 se clausura el primer Instituto de Bachillerato de Navalmoral, que se traslada a sus nuevas instalaciones. Y, aunque el edificio anterior se destina a diversos fines educativos (aulas escolares) o culturales, las autoridades y vecinos de Navalmoral insisten en que el primer Instituto se convierta en un Centro de Formación Profesional. Lo que se consigue en octubre de 1974, cuando el MEC[32] aprueba la Sección de Formación Profesional: de Primer Grado y dependiente inicialmente del Instituto de Formación Profesional de Hervás (porque no se había presupuestado ese año la creación de ningún otro a nivel provincial…).

De tal modo que, el 5 de octubre de 1975, comienza a impartir sus clases. Estos fueron los datos más significativos[33]:

. 105 alumnos: 72 de la rama Administrativa y 33 de la Eléctrica, de Primer Grado (al finalizar positivamente los dos curso recibían el título de «Técnico Auxiliar de F.P.«).

. 10 profesores: José María Zabala Alonso (profesor de Ciencias e Inglés…, que hacía la veces de director), Juan Santos Palacios Manzano (secretario y profesor de electricidad), Isidoro Flores y Flores (Educación Cívico-Social y Físico-Deportiva), Carmen Rodríguez García (Formación del Espíritu Nacional), Jesús Rubio Fernández (Educación Física), Carmen Mateos Pérez (Educación Física), Francisca Casas Vega (Hogar), Julio Blanco Paredes (Religión), Juan Barroso Navas (Contabilidad y Máquina) y Carmen María Donoso Cortés (Lengua, Humanística y Ciencias Naturales). Como podemos comprobar, algunos procedían del equipo inicial del primer instituto de bachillerato. En el próximo año (1976/77) llegan –entre otros– Urbano Moreno Merchán (Mecanografía y Prácticas) y David González (Religión). En el 77/78 lo hacen Gregorio Murillo, Ricardo del Monte, Paloma Pavón y Aurora Rodrigo (enero del 78). En el 79 se presentan Fisina Bacas y Mª del Carmen Failde. En el 80 Félix Martín Olivar y Juan Antonio Moreno Santos (que se convierte en Jefe de Estudio e impulsor de la Reforma en este Centro, junto con otros.

Regresando a la evolución del Centro y sus estudios reglados, en noviembre de 1977 el MEC[34] aprueba que se imparta el 2º Grado de FP (comenzando por Administración, incorporándose Electricidad y Química en 1979-80), lo que constituyó una gran alegría local y comarcal. Por ese motivo, en enero del próximo año se aprueba una importante obra de adecuación en este Centro, que importaría más de 7 millones de pesetas (de las de entonces).

Pero aún no tenía nombre (al igual que el de Bachillerato), hasta que en el Claustro celebrado el 24-X-1980 aprueba que se llame «Zurbarán«. Sin embargo, no utilizarán «oficialmente» ese nombre hasta dos años después[35]. Por tanto, durante esos dos años consta como «Instituto de Formación Profesional de Navalmoral«.

El primer Consejo de Dirección[36] (o «Consejo Escolar») se creó el 14 de enero de 1981, de acuerdo con el R.D. aprobado el 4 de diciembre de 1980, con participaciones similares a las actuales: equipo directivo, profesores, padres, alumnos y personal laboral del centro.

A partir de entonces se inician una serie de obras para ampliar el Centro en 360 plazas más (con vistas a la Reforma que veremos a continuación), destacando las de octubre del 83-84 (en pleno Curso Escolar, lo que originaría huelgas…): gimnasio, las cuatro aulas situadas encima del túnel, calefacción (que apenas calentaba…), reparaciones en cubiertas, pintura, etc.

Durante esa etapa –y desde su puesta en marcha– la jornada era partida: con clases de mañana y tarde, por lo que funcionaba el Comedor Escolar. En los años 80 dedicaban la tarde del miércoles a las Actividades Extraescolares, con una destacada participación en los «Juegos Escolares» (primero) y «Juegos Deportivos Extremeños» (después).

Pero ya en 1984 comienzan a solicitar la «jornada continua”. Lo que consiguen en el Curso 1989-90[37].

Si nos referimos a la Reforma, hay que matizar primero que este Instituto, a pesar de la imagen distorsionada que tenía al principio en ciertos sectores (mientras funcionó sólo la FP, los colegios “aconsejaban” matricularse en este centro a los alumnos que habían cursado la EGB con bajas calificaciones, como yo comprobé…), siempre fue pionero en el apartado de la innovación, de la anticipación y renovación (quizás por el carácter experimental emanado de la Formación Profesional, donde siempre ha predominado la práctica sobre la teoría).

De ese modo, en el Curso 1983-84[38] se incorpora a la famosa REM (Reforma de las Enseñanzas Medias), con la puesta en marcha de un curso de Bachillerato General, con 42 alumnos.

Desde ese momento, ya conviven en el Instituto «Zurbarán» dos tipos de enseñanza: la reglada de FP (de 1º y 2º Grado) y la experimental de la Reforma. Tras ese Bachillerato General o básico se accedía a sendos Bachilleratos: al de Ciencia o Tecnológico, y al de Administración y Gestión, a través de los cuales podían pasar a los Módulos Superiores –o de Nivel III– de Electricidad o Administración y Gestión, o bien a la Universidad.

Ese espíritu reformista motiva que este centro se incorpore muy pronto a los nuevos proyectos que van surgiendo, como el «Atenea», el «Mercurio» (para la informática y medios audiovisuales) y otros. O que se adhieran a la solicitud de un Centro de Profesores para Navalmoral y comarca. Todo ello en 1986, que se logra al año siguiente.

En junio de 1987 se incorporan al «Proyecto de Orientación Educativa en EEMM”.

Al año siguiente, la Ley de 1988 regula los Módulos Profesionales que afectaban a la REM: diferencia los de Nivel II y Nivel III (como antes decíamos), según los citados Bachilleratos que se cursaran.

Esa Reforma[39] ya se planea hacerla reglada –u obligatoria– en los próximos años y, para prevenir, numerosos profesores comienzan a asistir a cursos relacionados con la REM (la mayoría celebrados en Madrid) durante esos años.

 

Llega la LOGSE

 

En el Curso 90/91 se inicia la LOGSE en el Instituto «Zurbarán»[40] (con casi medio millar de alumnos y 42 profesores), de forma voluntaria o anticipada. En el 92/93 (Curso en el que yo me incorporo, tras aprobar la Oposición el año anterior y posterior concurso de traslado) se lleva a cabo la experimentación de 3º de ESO en el Aula, así como la planificación de 4º y la incorporación de los nuevos Bachilleratos LOGSE: por eso se levanta un nuevo Pabellón (D) y pistas deportivas. En el 93/94 ya funcionan todos ellos con normalidad, a la vez que se revisan los programas, deja de impartirse la pasada Formación Profesional y se generalizan los «Ciclos Formativos» de Grado Medio y Superior (de acuerdo con la nueva normativa).

Desde esas fechas, desaparece como centro de Formación Profesional Y se convierte en Instituto de Educación Secundaria[41], a la vez que va observando cómo se van incorporando a la LOGSE, obligatoriamente, todos los Institutos de España. Pero, como podrán comprobar, fuimos los pioneros de algo que ya se ha generalizado.

En el Curso 1989-90 José Antonio Moreno Santos releva a Zabala en la dirección. Pero vuelve al Departamento de Orientación en 1992, motivando que nombraran director a Gregorio Murillo Fernández, que dirigió el Centro hasta el 2004.

En esa etapa, los cambios experimentados fueron espectaculares, cuantitativa y cualitativamente, con numerosos premios obtenidos tanto a nivel individual como del Centro. Se lograron grandes éxitos, pero también tuvimos que afrontar malos ratos: como cuando perdimos a varios compañeros/as, tanto en el estamento docente como laboral.

Ante el incremento de alumnos con los cambios experimentados en estos últimos años, unido a las nuevas normas emanadas de la política educativa de la Junta de Extremadura (como la aplicación de las «Nuevas Tecnologías»), en el año 2003 se decide ampliar y reformar el Centro[42]. Obras que se estrenan en el 2005-2006.

 

Los últimos tiempos

 

La situación actual es ya más conocida por todos, dentro y fuera del recinto escolar.

En el Curso 2004-2005 se producen nuevos cambios[43] en la faceta directiva: siendo aprobada la encabezada por Eduardo Arrojo Martín (cuarto director en cuarenta años…).

En el 2006 inician unos ciclos de conferencias sobre “Sociedad y Cultura”, que perduró varios años y presentó a numerosos y conocidos especialistas en esos temas.

Un año después introducen el programa Leonardo da Vinci para complementar la FP en el extranjero.

En el 2014, ya se aproximaba a los 700 alumnos y 70 profesores, 4 conserjes y otras tantas personas responsables de la limpieza del Instituto, dos administrativos, una educadora social, una orientadora y un programador informático.

Mientras la ESO, Bachillerato y Formación Profesional prosiguen sus parámetros programados Se han incorporado algunas novedades como la Formación Profesional Dual, que ha generado una gran expectativa; así como la Formación Profesional Básica, más centrada en temas de diversificación y trabajo en equipo, a través de proyectos y trabajos cooperativos, siempre bajo una correcta orientación.

 

Planes y Proyectos[44]

  • Muy pronto introdujo el Atenea, Mercurio, Sócrates, etc.
    • Sección bilingüe de Inglés.
    • Segunda lengua extranjera: Francés.
    • Red Extremeña de Ecocentros.
    • Red de Bibliotecas Escolares de Extremadura (REBEX) y Programa Librarium.
    • Portfolio Europeo de la Lengua (PEL).
    • Proyecto Lingüistico de Centro en el área del PEL.
    • El programa ERASMUS + para Ciclos Formativos de Grado Superior de Formación en centros de trabajo en el extranjero (Italia, Portugal y Malta).
    • El proyecto CALIDEX (Calidad en Centros Públicos de Extremadura).
    • El Programa eScholarium.
    • Programa CPDEX (Capacidad Profesional Docente de Extremadura).
    • Programa de Ayuda entre Iguales.
    • Foro Nativos Digitales.
    • Programa CITE (Centros Innovadores del uso de Tecnologías en la Educación).
  • Proyecto MOVIN + para Ciclos Formativos de Grado Medio.
  • Programa COMENIUS.
  • Programa de Nuevas Tecnologías en Información y Comunicación (NTIC).
  • Programa del Geoparque Villuercas, Ibores y Jara.
  • educarex.es

En el 2017 presentan la I Feria de FP en el espacio púbico del “Jardincillo”, con presencia de varios centros de la comarca y Extremadura.

Y, el año pasado (julio de 2018), Roberto Correas Abad asume la Dirección del Centro.

 

El resumen de la situación actual en el recién finalizado Curso 2018-2019 es el siguiente[45]:

  • Aulas:

. 15 de la ESO

. 8 de Bachillerato: 4 de Ciencias (Tecnológico o Ciencias de la salud) y otros 4 de “Letras” (Humanidades y Ciencias Sociales).

. 15 de Ciclos Formativos: 6 de Grado Medio (2 de Comercio, 2 de Gestión y Administración y otros 2 de Equipos e Instalaciones Electrotécnicas), 8 de Grado Superior (2 de Comercio Internacional, 2 de Administración y Finanzas, 2 de Instalaciones Electrotécnicas y 2 de Formación Dual -Automatización y Robótica Industrial, conjuntamente con la central nuclear de Almaraz, desde el 2013-) y uno de Formación Profesional Básica.

  • Alumnos = superaron los 700.
  • Profesores = 76.

 

3.- Y, no hay dos sin tres: el nuevo Instituto de Navalmoral, el IES ALBALAT

 

Los antecedentes hay que buscarlos en el proyecto de la LOGSE de sacar los alumnos de la ESO de los colegios, llevándolos a los institutos. Como consecuencia, el 7-V-1996 hubo una gran manifestación en la localidad[46], convocada por las AMPAS escolares, solicitando un tercer instituto. Pero habrá que esperar…

El equipo de gobierno municipal anunció, a principios de 1999, la creación de un nuevo Instituto de Secundaria en Navalmoral de la Mata[47].

Poco después, y ya en el mes de abril, el director provincial -entonces- del MEC (don Macario Herrera) ratifica[48] la construcción de un nuevo Instituto en Navalmoral para el próximo año. Tema éste que se reiterará durante todo el año 1999, con polémicas a veces (incluyendo sus posibles y divergentes ubicaciones).

Como decíamos, aún dependía del MEC. Sin embargo, en enero de 2000 la Junta de Extremadura asumió las competencias educativas. Y, de nuevo en el mes de abril pero de ese año, el director general de Educación –Ángel Benito– confirma[49] que ese nuevo Centro está incluido entre los 44 que iba a construir la Junta en los próximos años. Daba a conocer que contaría con 12 unidades de Secundaria, 4 de Bachillerato y con Ciclos Formativos de Formación Profesional; y que se edificaría sobre un espacio mínimo de 8.500 m2, de los que más de 3.000 serían útiles. Contaría con 14 aulas polivalentes, taller de tecnología, dos aulas de informática, una de música, dramatización y audiovisuales, plástica y visual, biblioteca, gimnasio, seminarios, laboratorios, administración, vivienda para conserje y los espacios necesarios para los Ciclos Formativos.

En julio de 2000 la Junta de Gobierno del Ayuntamiento[50] pone a disposición de la Junta de Extremadura los terrenos del nuevo Instituto, junto al colegio concertado Virgen de Guadalupe, al final de la Avenida de las Angustias, actual calle Trashumancia, en el extremo opuesto al Augustóbriga, en una zona de reciente y gran expansión urbana[51].

Un año después, insisten en que el nuevo Instituto de Educación Secundaria se edificará, de acuerdo con el proyecto presentado por la empresa ACS, del que es autor el arquitecto don Gerardo Ayala Hernández[52].

Se había programado para el viernes día 28 de junio de ese año la visita a Navalmoral del consejero de Educación, Ciencia y Tecnología, Luis Millán Vázquez de Miguel quien, en unión de la alcaldesa (Salud Recio Romero), otros miembros de la Corporación y autoridades pondrían la «primera piedra» del nuevo Instituto de Enseñanza Secundaria de Navalmoral, a construir en el espacio señalado antes. Sin embargo, por problemas de la Consejería, dicho acto se aplazó al miércoles día 3 de julio[53]. El presupuesto alcanzaba los 300 millones de euros. Pero será el 19 de agosto cuando comienzan de verdad las obras (a pesar de que estaba financiado casi en su totalidad por el Fondo Monetario Europeo).

La citada empresa ACS informa en el verano del 2003[54] que las obras están próximas a concluir, y que dentro de unos días serán entregadas a la Junta.

En un santiamén se acepta y habilita y, el 15 de septiembre de ese año 2003, comenzaron las clases[55].

Aunque estaba programado para impartir 12 aulas de Secundaria (con capacidad para 30 alumnos cada una de ellas), 4 de Bachillerato (similares a las anteriores) y dos ciclos formativos de Grado Medio relacionados con Ciencia de la Salud (dada su proximidad al Hospital Campo Arañuelo y al proyectado Centro de Salud): Cuidados Auxiliares de Enfermería (SAN21) y Dietética, ese Curso 2003-2004[56] comenzará sólo con alumnos de la ESO (1º, 2º y 3º) y un curso de FP de la rama sanitaria, que se fueron incorporando desde los colegios moralos (al suprimirse los cursos de 1º y 2º de la ESO en dichos centros) o de la comarca, más algunos de los otros dos institutos locales debido a la cercanía de sus domicilios. En total, ese primer año el número de alumnos inscritos ascendió a 320, y los profesores fueron 20. Siendo su primer director D. Manuel Escalonilla, que se desplazó desde el Augustóbriga (donde había desempeñado la Jefatura de Estudios).

Y, en la primavera del año siguiente, el Claustro[57] acuerda bautizarlo con el nombre de “Albalat”, en memoria de aquella ciudad musulmana hoy en fase de importante excavación (caso similar al Augustóbriga…).

Posteriormente, los dos ciclos formativos citados se cambian[58]: uno de Auxiliar de Medicina (de Grado Medio, que más tarde pasa a denominarse de Cuidados Auxiliares de Enfermería) y otro de Higiene Bucodental (Grado Superior).

En la Sesión Ordinaria[59] del 6-2-2006 aprueban el Plan Urbanístico del entorno del Albalat, para acceder a él mediante el acerado y ajardinado del espacio situado enfrente.

En ese mismo año 2006 fue uno de los centros de Extremadura seleccionado para la gestión del programa “Rayuela”, que más tarde se generalizó a todos.

En el año 2012 ya superaba los 500 alumnos (34 profesores). Por 700 el Zurbarán (67 docentes) y más de 1.000 el Augustóbriga (un centenar de educadores).

 

Planes y Proyectos[60]

 

  • Sección bilingüe de Inglés.
  • Red de Bibliotecas Escolares de Extremadura (REBEX) y Programa Librarium.
  • Portfolio Europeo de la Lengua (PEL).
  • El programa ERASMUS + para Ciclos Formativos de Grado Superior de Formación en centros de trabajo en el extranjero
  • El proyecto CALIDEX (Calidad en Centros Públicos de Extramadura)..
  • El Programa Scholarium.
  • Programa CPDEX (Capacidad Profesional Docente de Extremadura).
  • Programa de Ayuda entre Iguales.
  • Foro Nativos Digitales.
  • Programa CITE (Centros Innovadores del uso de Tecnologías en la Educación).
  •  
  • Proyecto Albalat Salud: REXEPS (Red Extremeña de Escuelas Promotoras de la Salud).
  • Programa de Inteligencia Emocional y Ayuda entre Iguales.
  • Programa Campus Albalat.
  •  
  • Foro Nuevos Digitales.
  • Proyecto “La Ciudad de las Mujeres”.
  • Proyecto “Rosa azulado” (para la igualdad de género) y Algarabía.

 

Tres directores han asumido el cargo en esta etapa: Manuel Escalonila, Inmaculada González Cuesta y Carolina Molina Fernández (actual).

Y, para finalizar, he aquí le resumen del Curso 2018-2019 que acaba de finalizar:

. Aulas = 20: 12 de ESO (con la modalidad Bilingüe incluida), 4 de Bachillerato (2 de Ciencias y Tecnología: Ciencia de Salud y Tecnológico por una lado; y dos Letras: Humanidades y Ciencias Sociales por otro) y 4 de Ciclos Formativos (2 de Cuidados Auxiliares de Enfermería, de Grado Medio; y otros 2 de Higiene Bucodental, de Grado Superior).

. Alumnos/as = 450.

. Profesores = 42.

 

4.- Un caso especial: el Centro de Formación del Medio Rural

 

El 7 de julio de 1860 la Confederación Hidrográfica del Tajo solicita al municipio[61] una parcela, de 80 a 100 hectáreas y en la carretera de Talayuela, para crear un Centro Agronómico. El Ayuntamiento le ofrece 100 has.

Pero el asunto se demora. El 31 de marzo de 1964 la Corporación desea que se construya la Escuela de Capataces (nueva denominación del Centro Agronómico citado) en la Dehesa Boyal, para lo que hay que ceder 5 hectáreas para el edificio y 95 para el usufructo (“por 30 años, prorrogables”)[62].

En julio de ese año ceden las 100 hectáreas a la Dirección General de Capacitación Agraria, para el citado centro. El Director informa que, de esas 100, 5 tienen que ser donadas (gratis y en propiedad) para ubicar los edificios. A lo que acceden en diciembre.

Nuevo paso: el 18 de marzo de 1966 se anuncia la construcción de la Escuela, por un importe de 21.519.132’18 pesetas. El técnico que lo redactó fue el ingeniero D. José Mateos González, natural de Huertas de Ánimas[63].

En julio de 1968 finalizan las obras y, el 3 de marzo de 1969, comienza el Curso por vez primera (1ª Promoción). Que será inaugurada oficialmente un mes después, a cuyo acto asistió el Ministro de Agricultura (el pacense Adolfo Díaz Ambrona)[64].

Según consta en la memoria del proyecto, en aquel momento se planteaban varias especialidades de cursos breves de adiestramiento y perfeccionamiento profesional para agricultores jóvenes y adultos, como capataces, jefes de explotación, hortofruticultura, viveros, mecánica agrícola, plagas del campo, ganadería, etc.

Desde entonces la escuela ha cambiado varias veces de nombre, siendo el actual Centro de Formación del Medio Rural; ha renovado sus dependencias y estudios y ha acogido a más de 3.500 alumnos/as tanto de Extremadura como de comunidades vecinas, «siendo pionero en la región como apoyo al propio Servicio de Extensión Agraria»[65].

Como se intuye de lo antes expuesto, en un principio dependía del Ministerio de Agricultura, Dirección General de Capacitación Agraria. Pero, como el resto de los existentes en nuestra Comunidad, en 1981 fue transferido a la Junta de Extremadura, Consejería de Agricultura y Medio Ambiente.

En el aspecto formativo que estamos tratando, al margen de los numerosos cursos de formación profesional no reglada que han impartido en estos 50 años de vivencia, sobre todo referentes a los temas antes mencionados (tanto en Navalmoral como en los pueblos del entorno), tras la implantación de la LOGSE se incorpora a las Enseñanzas Medias que estamos analizando del siguiente modo[66]:

  • Ciclo Formativo de Grado Medio: Trabajos Forestales y Conservación y Aprovechamiento del Medio Natural. Fue el primero que se implantó, comenzando en 1996 con 16 alumnos. Aún prosigue.
  • En el pasado Curso 2018-2019 se habilitó uno más, que desde hace años se impartía como módulos profesionales de ‘Cuidado y manejo del caballo’ y ‘Doma básica del caballo’: Ciclo Formativo de Grado Medio de Actividades Ecuestres. 20 alumnos.
  • Ciclo Formativo de Grado Superior: Gestión Forestal y de los Recurso Naturales y Paisajísticos. Se inició en el Curso 2003-2004, con 17 alumnos. Continúa.

 

CONCLUSIÓN

 

A lo largo de este medio siglo de las Enseñanzas Medias en Navalmoral, numerosos han sido los premios y reconocimientos a nivel individual (como los diversos Primeros Premios de Bachillerato y FP) y general, imposibles de resumir. Pero sí nos gustaría –a modo de síntesis–, reseñar dos de ellos: en la convocatoria de junio de 2000, el IES «Zurbarán» obtuvo el primer puesto (de 71) en las Pruebas de Acceso a la Universidad a nivel regional, mientras que el IES «Augustóbriga» alcanzó el 4º puesto en dicha convocatoria (y el 1º en la de septiembre); y al año siguiente, el IES «Augustóbriga» obtuvo el primer puesto (de 81) en la convocatoria de junio de 2001, y el 3º en la de septiembre; mientras que el IES «Zurbarán» alcanzó el 9º puesto en dicha convocatoria, y el 6º en la de septiembre.

O el Primer Premio “Euroscola” que obtuvo un grupo del IES Albalat en el 2013, Concurso Europeo de inglés convocado por el Parlamento Europeo.

Han participado en un gran número de Concursos (Olimpiadas Matemáticas, Jornadas Científicas, Salud, Paz, etc.), Muestras, Exposiciones, etc., referentes a muy variados temas.

En el año 2008 los institutos de la zona solicitan que puedan celebrar la PAU (actual EBAU) en Navalmoral, lo que consiguieron una década más tarde.

Desde hace tiempo, las AMPAS de los centros han creado las “Escuelas de Padres”.

Han realizado muchos intercambios de profesores y alumnos con el extranjero, con una finalidad lingüística, temática y social. Y han recibido a diversos y reconocidos escritores en sus aulas para promover y estimular la literatura.

En el año 2014 el Ayuntamiento crea los Premios a la Excelencia Académica, para ayudar económicamente a los alumnos con mejores notas al finalizar el Bachillerato o la FP, que le sirvan para matricularse en la Universidad. La Fundación Concha hace algo similar.

En mayo de 2018, la Fundación Bankia y la Asociación FPempresa premian la FP Dual del IES Zurbarán.

Y, ya para finalizar, destacada está siendo la aportación de los institutos moralos (e, incluso, algunos otros y colegios de la comarca, alumnos y profesores) a la “fiesta grande” de la localidad, el Carnaval moralo, desde el año 2015, por el recorrido habitual de Carrozas y Comparsas, el viernes por la mañana, dando inicio al mismo bajo la denominación oficial de “Carnaval estudiantil”.

Apéndice fotográfico

1.- Colegio del Canchigordo

2.- Alumnos de Bachillerato del Canchigordo

3.- El colegio de la Inmaculada

4.- Primitivas instalaciones del primer Instituto de Navalmoral

5.- Segunda y actual ubicación del Instituto, 1973

 6.- Primer Claustro del primer instituto

7.- Génesis y evolución del IES ZURBARÁN

8.- IES Albalat

 9.- Actividad del Centro de Formación del Medio Rural

 10.- Comparsa del IES Zurbarán en el Carnaval del 2015

NOTA: además de las notas a pie de página y otras aclaraciones, toda la información consta en mi amplia Base de Datos que como Cronista Oficial llevo recopilando desde hace 40 años, y que publicaré en el futuro como “Historia Contemporánea de Navalmoral”.

[1] Archivo Municipal. Libro de Sesiones nº 12 (del 01-I-1898 al 04-IV-1904) y 13 (del 08-V-1904 al 04-II-1911).

[2] Ibídem: nº 24 (del 08-II-1935 al 20-I-1939).

[3] Ibídem: nº 28 (del 09-XI-1947 al 30-IX-1950).

[4] Archivo Municipal. Libro de Sesiones nº 29 (del 20-XI-1950 al 07-XI-1952) y 31 (07-VI-1955 al 29-I-1958).

[5] QUIJADA GONZÁLEZ, D.: “Navalmoral durante el franquismo”, La Gaceta del Campo Arañuelo, cap. XXVII.

[6] QUIJADA GONZÁLEZ, D.: obra citada, cap. XXX.

[7] QUIJADA GONZÁLEZ, D.: obra citada, cap. XCII.

[8] QUIJADA GONZÁLEZ, D.: obra citada, cap. XCVIII

[9] FRAILE SIMÓN, Mª del P: “La Enseñanza Primaria en Navalmoral: la Escuela Antigua”, XIV Coloquios Histórico-Culturales del Campo Arañuelo. Navalmoral. 2008.

[10] QUIJADA GONZÁLEZ, D.: Navalmoral de la Mata. Publisher, Navalmoral, 1997.

[11] Archivo del colegio que, aunque cerró en el 2005, aún conservan en buen estado.

[12] Ibídem.

[13] Archivo Municipal. Libro de Sesiones nº 32: del 02-II-1958 al 23-I-1965.

[14] Ibídem

[15] Ibídem.

[16] Archivo Municipal. Libro de Sesiones nº 33 (del 06-III-1965 al 06-II-1970)

[17] Ibídem.

[18] Ibídem.

[19] Ibídem

[20] Ibídem

[21] Secretaría del primer Instituto de Navalmoral. Libro de Claustros.

[22] Secretaría del primer Instituto de Navalmoral. Libro de Matrículas.

 

[23] Archivo Municipal. Libro de Sesiones nº 33 (del 06-III-1965 al 06-II-1970).

[24] Ibídem.

[25] Ibídem. Nº 34 (del 26-II-1970 al 26-V-1971).

[26] Ibídem

[27] Ibídem, nº 34 (del 26-II-1970 al 26-V-1971).

[28] Secretaría del IES Augustóbriga.

[29] Maestra con el nº 1 de su oposición, pedagoga (licenciada en Filosofía y Letras Pedagogía), catedrática de la Universidad Complutense (la 1ª mujer en obtener la cátedra por oposición, en 1953), una de las redactoras del Libro Blanco de la Educación (Ley de 1970), defensora del feminismo, pero a través de la formación, etc.

[30] QUIJADA GONZÁLEZ, D.: Navalmoral de la Mata. Publisher, Navalmoral, 1997.

[31] Secretaría y Dirección del IES Augustóbriga.

[32] Archivo Municipal. Libros de Sesiones nº 36: del 09-III-1973 al 24-X-1974

[33] Archivo de la Secretaría del Centro.

[34] Ibídem.

[35] Porque las autoridades locales preferían que se dedicara a personajes ilustres de la localidad.

[36] Archivo de la Secretaría del Centro.

[37] Ibídem.

[38] Ibídem

[39] Ibídem

[40] Archivo de la Secretaría del Centro.

[41] Ibídem.

[42] Ibídem.

[43] Archivo de la Secretaría del Centro.

[44] Ibídem

[45] Archivo de la Secretaría del IES Zurbarán.

[46] Periódico local “Quince Días-El Moralo”. Mayo de 1996.

[47] Ibídem. Febrero de 1999.

[48] Ibídem. Abril de 1999.

[49] Ibídem. Abril del 2000.

[50] Archivo Municipal: Libro de Sesiones correspondiente al año 2000.

[51] Aprovechando la cesión de los mismos, por la reconversión de terreno rústico en urbanizable.

[52] Periódico local “Quince Días-El Moralo”. Noviembre del 2001

[53] Ibídem. Julio de 2001.

[54] Ibídem. Agosto de 2003.

[55] Archivo de la Secretaría del IES Albalat.

[56] Ibídem.

[57] Ibídem.

[58] Archivo de la Secretaría del Centro.

[59] Libro de Sesiones correspondiente a ese año.

[60] Ibídem

[61] Archivo Municipal. Libro de Sesiones Nº 32: del 02-II-1958 al 23-I-1965.

[62] Ibídem.

[63] Su familia donó en 2018 los Planos y la Memoria de la obra al centro, donde constan.

[64] Archivo Municipal. Libro de Sesiones Nº 33: del 06-III-1965 al 06-II-1970.

[65] Según nos comenta su jefe de estudios.

[66] Archivo de la Secretaría del Centro.